La noche en la que el presidente Martín Vizcarra decretó el estado de emergencia, la cantante y bailarina Sharon Vaella disfrutaba por última vez el placer de compartir su talento sobre un escenario. Desde entonces, miles de artistas independientes se han quedado sin la posibilidad de trabajar. Sin una medida de contingencia para salvar a este sector, muchos artistas corren el riesgo de ser los nuevos pobres del Perú.

En este episodio de Voces desde el encierro realizado por Alba Ñaupas, Sharon cuenta cómo la pandemia la obligó a renunciar a su independencia.

Para escuchar los demás episodios de Voces desde el encierro, puedes entrar aquí.