Liliana Michelena: “Las redacciones americanas están llenas de hombres blancos, heterosexuales y con plata”

Foto: Liliana Michilena

Ha publicado crónicas y reportajes en diarios, revistas y medios digitales de Lima. Ahora escribe en inglés para el ‘Mission Local’, de San Francisco. El periodismo deportivo es su cancha. Egresada de Periodismo PUCP en 2012, Liliana no dejó de estudiar: en mayo culminó una maestría en la Universidad de California. En la siguiente entrevista ella habla de su breve pero intensa experiencia como periodista deportiva, analiza el desempeño que tuvo la selección peruana en Rusia y recuerda su época universitaria en las aulas del Pabellón Z.

Por  Rubi Andrade

Liliana Michelena busca abrirse un camino en las redacciones norteamericanas. Tiene 26 años y lee mucho más que el promedio de los reporteros de su generación. Recuerda que tenía ocho años cuando descubrió su fascinación por el periodismo. A la misma edad ya demostraba verdadera pasión por el básquet y el fútbol. No solo escribe y comenta sobre estos deportes, también los practica y suda la camiseta. Su estilo de vida podría resumirse en leer sobre deportes, hacer deporte, seguir a sus atletas favoritas y escribir sobre todo ello.

Es licenciada en Periodismo por la Pontificia Universidad Católica del Perú y en mayo de este año culminó una maestría de la misma carrera en la Universidad de California, en Berkeley. Ha publicado en medios nacionales, como El Comercio, La Mula y la revista Caretas, e internacionales como en la agencia The Associated Press y en el diario digital San Francisco Chronicle. En el 2016, el “Especial Rolling Stones”, que publicó en “El Comercio”, ganó el Premio Padre Urías, reconocimiento dado a las mejores publicaciones del diario,  en las categorías mejor trabajo interactivo y mejor diseño.

Actualmente es freelance y no tiene planeado volver al Perú. Una llamada por Facetime nos conecta con ella, aclara que no tiene apuro y se sienta en las escaleras que hay a las afueras de la redacción del Mission Local.

-¿Es difícil abrirse camino en el periodismo deportivo siendo mujer?

-No creí que iba a ser tan complicado, pero yo iba y entregaba todo lo que tenía. Fue inesperado notar que era tan difícil y más aún cuando observas que en la sección deportes de las redacciones de Lima, hay pocas periodistas deportivas mujeres y una reducida variedad noticiosa, donde cualquier deporte que no sea “fútbol de hombres de Perú” no interesa. Es preocupante porque no se habla de las deportistas mujeres y basta con observar en el frontis del Estadio Nacional para darse cuenta de que hay más mujeres que hombres con Laureles Deportivos.

Detrás de escena de la sesión de fotos para la revista Caretas. Foto: Caretas.

-¿Cómo lidiaste con el machismo en las redacciones?

-Yo empecé en Caretas. A Jaime Bedoya, el editor, le gustaba que propusiera temas que no podían salir en cualquier otra redacción, donde hay puros hombres y la noticia del día manda. Es un problema que no solo sucede en Perú. Y trae como consecuencias que la atención a las grandes deportistas, se reduzca a comentarios sobre su aspecto físico.

-Cuéntame un caso en específico…

-Hay gente que aún dice que el deporte no es para las mujeres, porque son más lentas y menos fuertes. Y también hay gente que dice que te calles porque eres mujer, situación que encuentras en todas partes. Aquí tienen superados algunos de estos prejuicios, pero si una no se enfrenta a ello, acaba creyéndose el mensaje de opresión de la sociedad.

-¿En California has tenido problemas para entrar a la industria de los medios por ser latina y mujer?

-No solo por ser latina, las redacciones están llenas de  hombres blancos, heterosexuales y con plata. Esto se debe a la jerarquía que la economía ha creado. Aquí el dilema es que latinos, negros o mujeres siempre van a estar un poco más atrás. Además, el periodismo está pasando por un periodo económicamente complicado y las editoriales están entre hacerle caso a su audiencia o proporcionar un buen contenido. Entonces, el que tiene más plata, aguanta ¿Y quiénes tienen menos dinero? Los latinos, los negros y  las mujeres. Hay cosas buenas también, existe un mercado latino grande, en el que ser bilingüe te da mayores oportunidades.

***

Michelena no necesitó viajar a Rusia para poder escribir sobre el mundial. Desde los bares de un barrio latino de San Francisco reportó cómo se vivieron los encuentros. En sus crónicas, la unión del  deporte y la cultura van más allá de los resultados de cada partido.

***

-¿Por qué has decidido quedarte en California?

-Me quedé en San Francisco técnicamente freelanceando. He estado escribiendo unas crónicas sobre cómo vivieron el mundial los latinos y los norteamericanos que se reunieron  en los bares del Mission District a ver los partidos. Este es un barrio latino que me recuerda a Lima. Todo lo he estado publicando en el Mission Local, un medio digital de periodismo local.

-¿De qué trata la cobertura que has estado haciendo?

-Lo que más me gusta hacer es la intersección entre deporte, cultura, sociedad, política y economía. Por eso le propuse a la editora seguir el mundial desde el Mission District. Así puedo escribir crónicas sobre los partidos. Circunstancia que me vuelve una nerd, porque sé todo, con números y estadísticas, sobre los equipos y los jugadores. Y, a partir de ello, puedo hablar más sobre otros temas.

-¿A qué te refieres con ir más allá de los resultados y estadísticas cuando haces una cobertura deportiva?

-A que hay muchos periodistas deportivos que se quedan solo con los resultados del partido. Bacán, eso también se debe saber, pero al final son datos que pueden responderse en 100% Fanáticos de CMD.

***

Después de la frustración por haber fallado el penal, no se hizo esperar la inevitable pregunta: ¿Qué hubiera ocurrido si Cueva anotaba el gol? Suposición que todavía martiriza a millones de peruanos. Sus amigos le cuentan a Michelena la depresión que se vivió en las calles de Lima después del primer partido de la selección. Ella tiene claro que no hay espacios para conformismos y evalúa la participación que tuvo la selección.

***

-¿Qué expectativas tuviste de la participación de Perú en el Mundial?

-La verdad que yo no esperaba ni que clasificara porque había selecciones que estaban más adelante que la peruana. Se logró con bastante suerte, estar en el mundial fue el premio.

-Si la FIFA no le hubiese dado los tres puntos a Perú, hubiera sido imposible alcanzar la clasificación al mundial ¿Consideras que fue justa a pesar de que no se logró en la cancha?

-No es una cuestión de conformismos. Tuvieron mérito para encontrarse con la oportunidad.  Estoy en desacuerdo con quienes asumen que la selección llegó ahí solo por portarse bien y se quedan con esta apatía de que “si no se sufre, no se gana”.

-Debe ser la mejor generación de futbolistas que hemos tenido en mucho tiempo.

-Este es un equipo en el que hay diferentes generaciones. Guerrero, Rodríguez y Farfán son de la generación del 84; Advíncula y los pocos que quedan, son de la sub 20 del 2009. Luego hay otros que salieron de la nada, como Tapia, que los encontramos de casualidad buscando afuera. O sea, que no eran parte del sistema de la Federación.

-¿Crees que el desempeño de este grupo fue gracias a Gareca?

-No es una generación de contemporáneos, así que era un reto para el entrenador que cada uno responda, de acuerdo a su nivel. Me parece que Gareca es un líder y tenía más que solo palabras para motivar a sus chicos.

-¿Crees que nuestra prensa está al nivel de una selección mundialista?

-No he seguido mucho el periodismo de Latina, pero he visto un par de videos y han pasado cosas terribles de las que no sé a quién echarle la culpa. Muchos periodistas deportivos han viajado a Rusia solo para estar ahí o para hacerse patas de los jugadores. Tú ves que en el periodismo político también pasa lo mismo. Se jalan de los pelos unos a otros por una declaración. A mí me gusta el periodismo deportivo, pero eso no significa que deba ser hincha de un equipo. Periodistas muy conocidos, que tienen la oportunidad de ir a distintos lugares, pero que a veces solo van a hacer “chongo”, no están haciendo el mejor trabajo.

-¿Por qué la prensa deportiva peruana no puede crecer en calidad periodística?  

-Por la ley del mínimo esfuerzo. No investigan qué está ocurriendo y no saben qué decir en las transmisiones. No mencionan datos importantes. Deberían investigar para al menos saber donde juega cierto futbolista o con qué pie patea y no decir tonterías durante los partidos. O sea, hay que tener vergüenza. Además, los periodistas han dejado de ser conscientes de que las narraciones y comentarios también son un servicio. Y que hay personas, a las que solo les interesa el deporte, que se están perdiendo la oportunidad de escuchar un dato importante sobre el país. Se pierde tiempo en televisión, que cuesta tanto, hablando barbaridades.

-Entonces , un periodista deportivo ¿debe ser capaz de tratar muchos temas, más allá de lo estrictamente futbolístico?

-Admiro el trabajo de los periodistas de la BBC. Ves cómo se preparan hasta para narrar los partidos, pues tienen una tabla llena de nombres con la edad y los datos de los futbolistas. Hay un nivel de planificación que es raro ver en  periodistas deportivos peruanos justamente por la falta de interés y falta de pasión que tienen por lo que están haciendo.

-¿Quién es tu referente del periodismo deportivo?

-Los periodistas deportivos del The New York Times. Desde el mundial del 2014 tienen una cobertura increíble, entienden otras cosas que no son solo deporte. No debes quedarte en el resultado del juego, hay bastantes cosas que deshilachar a partir del tema. Uno puede hacer un brainstorming de la cantidad de notas que pueden cubrirse.

 

“El periodismo es mi vocación desde que creció el ruido contra Fujimori”.

 

-¿De qué manera nace tu vocación por el periodismo? ¿siempre fue tu primera opción?

-Me di cuenta de que el periodismo era mi vocación cuando al comienzo de los 2000 creció el ruido contra Fujimori. Mis papás siempre leían periódicos, pero no estaban tan envueltos en temas políticos. Así que empecé a seguir la coyuntura por televisión. Me pareció una labor noble y un trabajo necesario.

-¿Entonces tu primera inclinación fue por el periodismo político?

-Desde los trece años me parecía bacán, pero luego te desencantas cuando creces, vas a la escuela de periodismo y después empiezas a trabajar. Y también porque encuentras cosas que te gustan más.

-¿Cómo llegaste al periodismo deportivo?

-Siempre me gustó el deporte.Yo crecí como atleta porque practicaba básquet y fútbol. Era muy difícil jugar este último porque no había muchas ligas de mujeres. Es más, a mis papás tampoco les gustaba que lo practicara. Pero más allá de eso, me gustaba seguir noticias de todos los deportes.  

***

Liliana ingresó a la PUCP en el 2008 y concluyó su etapa universitaria en el 2012. Recuerda que después de su primer año de estudios, apareció la carrera de periodismo deportivo en ISIL. No le faltaron ganas para trasladarse; sin embargo, recordó que el aspecto deportivo no se enseña, sino que nace de uno mismo y  lo demás se aprende en la cancha.

***

¿Por qué decidiste estudiar en la PUCP?

Me parecen muy importantes los dos años de estudios generales y los cursos que se dictan, pues son un espacio necesario  para la preparación de un periodista que necesita saber de todo.

¿De qué cursos te has llevado un buen recuerdo ?

“Información periodística”, con Jacqueline Fowks. La cantidad de alumnos después de su curso se redujo a la mitad. Es “filtro” y necesario porque la gente a veces solo estudia periodismo cuando quiere ser locutor y salir en la televisión. Eso no es periodismo. La carrera ha cambiado un montón desde que me fui en 2012. El periodismo era otra cosa cuando me interesaba inicialmente, más unidireccional. Quienes querían echar raíces en esta carrera, más que preocuparse por su audiencia, aprendían mucho en el curso de Jacqui. Te llenaba de rojos las primeras clases, pero uno tenía que continuar y aceptar la crítica porque de ahí aprendes algo.

La corrida de Vargas. Foto: Trome

SUS FAVORITOS

– ¿Un jugador histórico de la selección?
– Chumpitaz.
– ¿Un jugador histórico internacional ?
– Zidane.
– ¿Un partido de la selección que recuerdes?
– Gol de Fano o la corrida previa de Vargas.
– ¿Qué posición jugarías en la selección?
– Delantera.
– ¿Messi o Cristiano?
– Messi es mejor.
– ¿Hincha de qué equipo peruano eres?
– De la U.

Puedes revisar sus artículos periodísticos en inglés o español en el siguiente enlace: http://www.lilianamichelena.com/